Inicio/Gastos, Impago, Seguros/Seguro con franquicia: ¿cómo funciona?

Seguro con franquicia: ¿cómo funciona?

Publicado en: 10 febrero 22,

Modificado en: 08 abril 22

Seguramente hayas visto en más de una ocasión seguros que ofrecen la opción de ser contratados con franquicia. Pero también es probable que, si en tu día a día no te dedicas al mundo de los seguros o si nunca has tenido que contratar alguno, no sepas lo que eso significa. En este artículo queremos aclarar todas tus dudas al respecto y, por eso, te contamos qué es un seguro con franquicia y cómo funciona. ¡Sigue leyendo! 

¿Qué es un seguro con franquicia? 

Un seguro con franquicia (o cantidad a cargo del Asegurado) es una modalidad de seguro en el que, en caso de ocurrir un incidente, el Asegurado se hará cargo por su cuenta de la cantidad pactada y la Aseguradora del resto.  

En otras palabras, el contratante puede negociar con la aseguradora cuánto pagar por la cuota de su seguro y, en consecuencia, a partir de qué cantidad este se empezará a hacer cargo de los daños, reparaciones, indemnizaciones y demás casos contemplados en el seguro contratado. Una de las ventajas de contratar un seguro con franquicia es que en muchas ocasiones el coste del seguro es más económico, sin embargo, el asegurado deberá hacerse cargo de los daños que no superen la cantidad establecida. 

¿Cómo funciona un seguro con franquicia? 

Al contratar un seguro con franquicia, el asegurado está asumiendo que el seguro sólo se hará cargo de las indemnizaciones superiores a la cantidad pactada. Por tanto, todos los gastos que se encuentren por debajo de esa cantidad correrán a cargo del contratante. 

Por ejemplo, si un conductor tiene un accidente de coche y su vehículo sufre daños por valor de 400€, pero el seguro contratado cuenta con una franquicia de 500€, el propietario del vehículo deberá hacerse cargo de todos los gastos, ya que no se realizará ninguna indemnización por debajo de los 500€ acordados.  

Si, por el contrario, el vehículo sufre daños por valor de 1.000€, el propietario del vehículo se hará cargo de los primeros 500€, mientras que la empresa aseguradora indemnizará al asegurado con los 500€ restantes que le corresponde asumir por contrato. 

¿Todos los seguros tienen franquicia? 

Aunque no todos los seguros tienen la opción de franquicia, lo cierto es que son bastante comunes en multitud de sectores. Por tanto, es habitual encontrar la opción de franquicia en seguros de hogar, de responsabilidad civil, etcétera.  

¿Cuáles son las diferencias entre un seguro con franquicia y un seguro sin franquicia? 

Las diferencias entre un seguro con franquicia y un seguro sin franquicia son varias, pero las más importantes son las siguientes: 

  • En caso de contar con un seguro sin franquicia, la aseguradora se hará cargo de manera íntegra de la indemnización que te corresponde. Sin embargo, si cuentas con franquicia, tendrás que poner de tu bolsillo para pagar en caso de que suceda algo. 
  • En el caso de contar con franquicia, el coste de contratación del seguro se abaratará. De hecho, cuanto más alta sea la franquicia, más barato será el seguro. Por el contrario, si tu seguro contratado no cuenta con franquicia, el coste de este será más elevado, pero te asegurarás de no tener que pagar en caso de que existan daños o, más en general, situaciones que requieran de indemnización. 

En este artículo te hemos contado cuáles son las características de un seguro con franquicia, cuándo y cómo se aplica y cuáles son sus diferencias con un seguro sin franquicia. 

En DAS somos expertos en seguros desde hace más de 60 años y contamos con distintos productos que cubrirán tus necesidades. Si tienes alguna consulta o quieres informarte sobre alguna cuestión, nuestro equipo de abogados te asesorará en todo lo que necesites.  

Comparte el artículo

Artículos relacionados